BIsexualidad vs. PANsexualidad vs. BIgenerismo ¡Con las identidades hemos topado!

bmowi4lfpTodos los seres humanos somos “nosotros y nuestras circunstancias”, como bien decía Ortega y Gasset. Nuestra identidad depende de nuestros aspectos normativos, nuestros aspectos no normativos, el contexto en el que nos desarrollamos, quién nos influye en nuestro desarrollo, que circunstancias fomentan o evitan el mismo… Y de este modo, poniéndole una palabra a uno o varios aspectos de nuestra identidad, formamos la(s) etiqueta(s) (construidas también socio-culturalmente). En diferentes contextos, una cuestión específica puede ser descrita con varias palabras diferentes, pero en cuestiones que aún están por desarrollar, dos palabras que parecían describir lo mismo, acaban resultando no opuestas pero distintas. Es el caso de la bisexualidad y la pansexualidad, añadiendo a la comparación la identidad bigénero para reflexionar también sobre la diferencia entre sexo, sexualidad y (e identidad de) género.

Si bien es cierto que existen múltiples formas de entender la bisexualidad y experimentarla (académica, individual, desde el activismo LGTB+, desde la Teoría Queer…), pretendo profundizar sobre un discurso que actualmente comienza a tener repercusión. ¿En qué consiste la BI-sexualidad? Descomponiendo la bisexualidad, siendo una sexualidad “bi”, una sexualidad de “dos”, una de las conclusiones que podríamos obtener y que, por experiencia personal y por lecturas es a la que yo he llegado, es que la bisexualidad es una Orientación Sexual dual. ¿Qué quiero decir con ésto? Significa que es una forma de posibilidad de deseo y atracción plurisexual (atracción hacia personas con características diferentes y/o opuestas) hacia personas con características duales. La bisexualidad es la orientación sexual plurisexual más conocida, a pesar de soportar los prejuicios, los estereotipos, las invisibilidades y la bifobia. Queda mucho que luchar, y los hombres bisexuales a los que se les exige con más ahínco los patrones sociales hetero-cis, lo saben bien.

DibujoEstableciendo esta forma de entender la bisexualidad, como orientación sexual dual, nos podemos preguntar: ¿cuáles son las características a las que hace referencia dicha dualidad? Profundizando en la realidad bisex, he obtenido tres parámetros: fenotipo sexual, identidad de género y expresión de género (características que se han visto opresivamente dualizadas por la sociedad). En este sentido, no es que no existan más sexos que el de macho y hembra (intersexual), ni más identidades de género que hombre y mujer (intergénero, bigénero, genderqueer…), ni más expresiones de género que la masculina y la femenina, es que la sociedad las ha acotado a un binarismo estricto. Refiriéndonos al sexo, tampoco podemos reducir todo un ser humano a un pene, una vagina o una intersexualidad biológica, pero sí al desarrollo fenotípico de dos tipos de sexo. Del mismo modo, la persona con la orientación sexual a la que nos referimos también sentirá atracción por dos tipos de identidades de género, en el amplio registro de su diversidad, como sería similar en la atracción por las expresiones de género: (hiper) masculinas o (hiper) femeninas. ¿Conocéis más tipos de expresiones de género independientes a esta dualidad?

En mi trabajo de activista,  he encontrado como hay quienes se etiquetan de ‘X’, pero que sin embargo tienen grandes dificultades para expresarte las diferencias con otra etiqueta o identidad. En ocasiones ha sido debido al desconocimiento, en otras, ha sido debido a ciertas formas estrictas de cultura LGTB+ que se creen inmodificables. Habiendo reflexionado sobre la bisexualidad, ¿qué diríamos que es la PAN-sexualidad y en qué se diferencia con la BI-sexualidad? tinEl prefijo ‘Pan-‘ hace referencia a la totalidad o a la globalidad de aquello que nombra. Desarrollando esta reflexión, podremos entender cómo la pansexualidad es una forma de deseo y atracción plurisexual hacia todas las personas independientemente de su sexo, de su identidad de género, de su expresión de género… La pansexualidad es la posibilidad de atracción hacia todas las personas sin excepción. No debemos caer en los prejuicios que en un principio se aplicaban a la bisexualidad: promiscuidad, infidelidad, reducción al absurdo de las relaciones afectivo-emocionales… ¿Que existe gente así? Por supuesto que sí. Ello no significa que estas personas, por su orientación sexual, tengan una mayor probabilidad de serlo.

Llegados a este punto, conocemos ahora una forma de entender la(s) diferencia(s) entre bisexualidad y pansexualidad. Con certeza existen otras formas de vivir, de experimentar, de teorizar sobre la bisexualidad y la pansexualidad. Esta es mi aportación al debate. Habiendo deconstruido la bisexualidad y la pansexualidad como orientaciones plurisexuales, podremos deducir qué es el bigenerismo, o lo que es lo mismo, la identidad bigénero. Dentro de las etiquetas de identidad de género, existen los hombres, las mujeres, los intergéneros, las genderfluid, los questioning, las bigénero (Glosario LGTB+). A diferencia de la bisexualidad, la identidad de género no hace referencia a la atracción sino al sentimiento profundo de lo que se es, con qué nos identificamos. Y de este modo, deberíamos tener muy presente que somos lo que sentimos que somos, independientemente de cómo nos aprecien (lean) los demás, de cómo nos categoricen y jerarquicen. Independientemente a todo, quien se siente mujer es mujer, quien se siente hombre es hombre, etc.tin

Las personas con identidad BIgénero tienen la característica de tener dos identidades de género al mismo tiempo. Estas personas se sienten MUJER y HOMBRE al mismo tiempo. ¿Y las demás identidades de género? En este sentido, no es posible ser, por ejemplo, hombre e intergénero al mismo tiempo, ya que el intergenerismo implica no sentirse ni hombre ni mujer. Tampoco es posible conciliar la identidad de género genderfluid porque en su esencia está fluir entre identidades de género, siendo en ocasiones una y en ocasiones otra. También debemos resaltar que la identidad bigénero, relacionado con el sexo y la transexualidad, es un tema muchísimo más complejo e individual como para realizar apreciaciones que pecan de generalistas que requieren de una investigación muchísimo más profunda. Ello es debido al sentir de la identidad sexual, el deseo o no de hacer una transición y/o diferentes reasignaciones biológicas o institucionales (por ejemplo, documentos), las expresiones de género y formas de entenderlo desde el contexto individual y comunitario.

Sin TituloSi algo podemos afirmar es la importancia radical de tener seguridad en una misma, de afrontar la vida con la cabeza bien alta sin avergonzarnos de quienes somos, de no encerrarnos en armarios de paja que olvidamos que se pueden romper. Muchas veces surgen debates sobre la necesidad de tantas etiquetas, sobre simplemente ‘ser’ en igualdad, pero muchas de las personas con quienes tengo los debates olvidan la importancia de construir nuestra identidad fuerte, cuando aún necesitamos las etiquetas para saber que existen ‘seres humanos como nosotras’. Quizás un día, individual y colectivamente podamos llegar a ser simplemente iguales en una sociedad ecologista, pero a día de hoy sigue tocando luchar.

¿Luchas conmigo?

Anuncios

2 pensamientos en “BIsexualidad vs. PANsexualidad vs. BIgenerismo ¡Con las identidades hemos topado!

  1. desde hace 25 años, la definición de bisexualidad más extendida entre los bisexuales es la “atracción por DOS O MÁS géneros, no siempre al mismo tiempo o de la misma manera”. Para muchos, la diferencia entre bisexualidad y pansexualidad es que los bisexuales “ven” el género y los pansexuales no. Para otros, la diferencia es extremadamente sutil y depende de con qué etiqueta se sienta uno más cómodo. Es decir, aunque la bisexualidad parte del prefijo bi, en la práctica no es binaria, y una persona bisexual puede sentirse atraída por una persona de género neutro, por ejemplo.

    • No estoy muy de acuerdo, pero te agradezco mucho que hayas comentado con tanto respeto y con buenas formas, algo poco común a día de hoy. Pienso que, de sentirse atraída por más géneros, podría identificarse personalmente con la etiqueta bisexual, pero su atracción encajaría mejor dentro de la etiqueta pansexual. Al fin y al cabo, lo importante es que nos respetemos entre todas con nuestras ideologías, pensamientos, nuestro discurso y reivindiquemos la igualdad a través de los DDHH.

Comentar este artículo

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s